Datos Estadísticos

1. Documento explicativo Acera del Programa ¿Bebé? ¡Piénsalo Bien!

2. Estudio RealCare Evidecia Eficiencia de Efectividad:


Compendio de estudios con evidencia de la eficacia del uso de simuladores de bebés en la prevención del embarazo adolescente.

3. Diagnóstico situacional del impacto del programa Prevención y Atención Integral del Embarazo en Adolescentes (PAIDEA) y de la estrategia de Madres y Padres Virtuales, Agosto 2005- Julio 2006

4. Cuadro de resultados de implementación en Cundinamarca, Colombia, 2010

5. Investigación de Estudio de Diseño Experimental, publicado en el 2009, concluye que los simuladores de Bebés RealCare® tienen un impacto inmediato y perdurable en los y las adolescentes.

Using Infant Simulation to Reduce Pregnancy Among High School Students

Autores: Richard J. McCowan, Scott W. Roberts, and John Slaughter

Spring 2009, Vol 41, No. 1, pp. 35ó41. The Health Educator

Una investigación publicada en el 2009 de un estudio de diseño experimental concluyó que los simuladores de Bebés RealCare® puede tener un efecto positivo en la actitud y conocimiento de los y las adolescentes acerca del embarazo y la crianza del niño/a. Parece razonable concluir que actitudes mejoradas y un conocimiento mayor, puede equipar al joven con destrezas más efectivas para enfrentar los asuntos relacionados con el embarazo y el cuidado del niño/a.

Estos efectos parecen ser más sustanciales cuando el simulador se combina con un currículo bien diseñado y estructurado. Este estudio fue diseñado para probar la efectividad de los simuladores infantiles llamados RealCare® Baby II en el mejoramiento del conocimiento y actitud acerca del embarazo y cuidado del niño/a. Estos resultados muestran que el uso del RealCare® Baby II en un curso de salud de la escuela secundaria, mejora las actitudes inmediatamente luego del curso y que éstas actitudes continúan mejorando con el tiempo.

En términos generales, los autores concluyeron que el uso del simulador tiene un impacto inmediato y perdurable. El simulador de bebé provee una experiencia concreta y realista a los estudiantes que se encuentran en una etapa operativa concreta. Esto puede ser una intervención convincente en una etapa apropiado del desarrollo de madurez del pre-adolescente y adolescente. Las adolescentes están en riesgo de quedar embarazadas. El simulador infantil parece estadística mente mostrar efectividad significativa en la promoción de un comportamiento más responsable entre los y las adolescentes participantes.

Los autores proveen un estudio de diseño experimental utilizando un cuestionario previo/posterior/seguimiento para dos medidas de criterio incluyendo el desempeño en las actitudes y el conocimiento de los grupos tratados y de comparación para determinar las actitudes de los participantes hacia el embarazo y la paternidad/maternidad. El estudio fue aprobado por la Universidad de Buffalo Institutional Review Board (IRB). Está publicado en una revista evaluada por expertos y cumple con los criterios de Estudios Basados en Evidencia y mejores prácticas, tal como fue publicado por algunas organizaciones y agencias federales.

6. Cuadro de testimonios e información general de implementaciones en Latinoamérica

7. Tesis: Aportes del Programa Bebé – Piénsalo Bien en el proceso de enseñanza y aprendizaje de la maternidad y la paternidad responsable de los y las estudiantes de noveno año del Liceo Mauro Fernández en los años 2003, 2004 y 2005. Para optar por Licenciatura en Educación con énfasis en Orientación.

Autoras: María León Alfaro, Patricia Salgado Duarte

Septiembre de 2006, Universidad Nacional de Costa Rica

Resumen de Conclusiones: De acuerdo con la investigación realizada se establece que el programa Bebé – Piénsalo Bien, contribuye en varios aspectos, al proceso de enseñanza aprendizaje.

Conclusiones de los estudiantes participantes en el Programa:

1. La adolescencia no es la edad para tener hijos e hijas, no se está preparada en los aspectos de la vida tanto físico, emocional, económico, y educativo.

2. La edad recomendable para ser padres y madres es a partir de los 22 años.

3. El Programa permite tener una idea clara acerca de la maternidad y paternidad responsable, sus implicaciones y requisitos. Identifican entre los requisitos: preparación física del cuerpo, preparación económica, madurez psicológica y emocional, tiempo y dedicación para atender un y una bebé, tolerancia y paciencia, entre otros.

4. El papel de la familia es relevante en la formación de los personas.

5. El Programa permite la participación de la familia, permite aclarar dudas y evaluar cuál es el cambio de vida que significa ser padres o madres.

6. Entre las habilidades que se adquieren con respecto a maternidad y paternidad responsable, según el criterio de la población encuestada se citan: prepararse en los aspectos psicológicos, emocionales y económicos, aumento de sus conocimientos, cuidar, educar y determinar las necesidades básicas de los y las bebés, reconocer las cualidades, y valores necesarios para ser madres y padres responsables, y los concientiza en las decisiones oportunas e informadas. Expresan lo mismo las adolescentes que son madres.

7. Sensibiliza hacia una realidad antes desconocida y promueve tomar decisiones asertivas en el manejo adecuado de su sexualidad humana.

8. El programa influye positivamente en los planes que tienen para su vida. Se fortalecen las actitudes, la responsabilidad, valorarse como personas, ser consecuentes en las relaciones de pareja, a su vez disminuye la población de madres solteras.

El proyecto ¿Bebé? ¡Piénsalo Bien!, es parte de una realidad fidedigna para los y las adolescentes que facilita decisiones para el logro de sus metas, la primera decisión que se debe analizar es ¿cuál es el momento más adecuado para ser madre o padre, ahora que conoce más sobre lo que esta tarea implica? El programa es práctico e instructivo.

Gráfico acerca de Evaluación realizada por el Patronato Nacional de Niñez. Oficina de Tibás, Costa Rica, 2003